Home / Noticias / Ella tuvo septillizos en 1997 y su esposo la dejo, así es como lucen 21 años después

Ella tuvo septillizos en 1997 y su esposo la dejo, así es como lucen 21 años después


Gracias a estos medios de las redes hoy tengo el honor de contarles una historia donde una madre tuvo septillizos en 1997 y su esposo la dejo, así es como lucen 21 años después.

Según investigaciones los siete hermanitos vivieron debido a los cuidados de su madre, a pesar de ser tantos.

Estos septillizos Cumplieron 21 años y la verdad es que no les ha ido nada mal.
La madre de los pequeños, Bobbi McCaughey y su esposo Kenny.

Estos padres fueron los primeros en tener a sus septillizos vivos y completamente sanos en el año de 1997.

Nombraron a los pequeñitos Kenny, Alexis, Natalie, Kelsey, Nathan, Brandon y Joel, como mencionaba anteriormente, fue un caso muy extraño.

Considerado un milagro por mucha gente, sin embargo, el padre de los niños, no soportó la presión de mantener a siete bebés, por lo que terminó abandonando a su familia.

Bobbi estaba desesperada, pues ahora estaba sola con sus siete hijos, pero afortunadamente el entonces presidente de Estados Unidos, Bill Clinton, apoyó a la madre con los gastos escolares y varias empresas privadas hicieron donativos para apoyar la causa, pues entendían que la carga de mantener a tantos hijos era demasiada y además de los septillizos, Bobbi tenía ya una niña llamada Mikayla.

Para muchas parejas es difícil tener bebés por lo que recurren a la “fertilización in vitro” (método artificial de inseminación).

Esto es justo lo que hicieron estos padres pero quedaron muy sorprendidos al saber que siete embriones habían tenido éxito.

1-Natalie

2-Brandon

3-Kelsey

4-Kenny

5-Alexis

6-Nathan

7-Joel

Esta valiente madre ahora dice sentirse un poco sola al ver su casa vacía, ya que siempre estaba acostumbrada que sus ocho hijos estuvieran por todos lados.

Pero no hay duda que se siente muy orgullosa de que ellos estén estudiando carreras como; música, arquitectura, ciencias computacionales, educación y más ¡Uff! Son todo un ejemplo a seguir.